Cómo mejorar la innovación en tu empresa

Muchas empresas fracasan porque no saben cómo innovar. Para que esto no te ocurra, te damos algunas recomendaciones que te pueden ser muy útiles.

  • La innovación puede ser gradual – A menudo cuando hablamos de innovación se nos vienen a la mente grandes cambios, cuando cualquier pequeña modificación o mejora en el sistema de nuestra empresa puede considerarse una innovación. Intenta identificar aquellos aspectos que no están funcionando como es debido y lleva a cabo los cambios que sean necesarios para mejorarlos.
  • Reúne periódicamente a tu equipo – Comentando entre todos cómo veis a la empresa, podréis obtener diferentes puntos de vista sobre qué es lo que precisa para seguir desarrollándose y creciendo.
  • Olvídate de organizar todo a raja tabla – Puede que uno de tus empleados que se dedica a la parte de contabilidad, tenga un gran talento oculto como profesional del marketing pero que no lo haya descubierto  porque nunca le han asignado una tarea que se salga de su área. Prueba a improvisar en algunas ocasiones en el protocolo de organización de la empresa para poner a prueba las capacidades en tus trabajadores e impulsar sus talentos ocultos.
  • El fracaso forma parte del proceso de innovación – Si has implementado una mejora en tu empresa que no ha resultado como esperabas, no te castigues. Todos los profesionales en este ámbito se muestran de acuerdo al afirmar que la innovación lleva asociada un porcentaje de fracasos de los cuáles hemos de aprender.
  • Rodéate de gente que sienta pasión por lo que hace – Si tus empleados aman su trabajo, siempre estarán pensando en nuevas formas de innovar. En cambio, si es algo que sólo hacen por dinero, se limitarán a repetir una y otra vez el proceso ya estipulado.
  • Acude a todo tipo de eventos relacionados con tu sector – Cualquier empresa interesada en la innovación debe asistir a eventos como ferias, talleres y seminarios pero no sólo de su sector, sino también de los adyacentes, en busca de nuevas ideas que puedan realizarse en su compañía.
  • Sé constante – El éxito no se obtiene en un día, por lo que se requiere de elevadas dosis de paciencia para conseguir los objetivos marcados en cualquier área.